Aceite del árbol del té: una alternativa de vida


Share on Google+1Share on LinkedIn0Pin on Pinterest0Tweet about this on TwitterShare on Facebook8
1 Flares Filament.io 1 Flares ×

Cuando a nuestro alrededor escuchamos la palabra “”, inmediatamente nos viene a la mente una infusión relajante en ocasiones y estimulante en otras.

Pero quizás es inusual para todos, el hecho de que existe un arbusto de hojas angostas y de peculiar forma que engalana esta bebida, conocida científicamente como Melaleuca Alternifolia o lo que no es más familiar ya que comúnmente se llama “árbol del té”.

Lo interesante en este punto no es específicamente esta deliciosa bebida que ya conocemos de sobra, sino el aceite esencial que se extrae con delicadeza a través de métodos convencionales muy prácticos de este árbol, cuyo origen se remonta a las más antiguas civilizaciones del mundo y se acentúa en numerosos lugares del planeta donde radica su hábitat característica.

Aceite de Árbol de Té propiedades Aceite

No es raro que esta planta de follaje limitado, con hojas estrechas y lineares, verdor fulgente y  flores blancas que simbolizan la pureza implacable y un fruto pequeño y leñoso en forma de copa, se encuentre en zonas pantanosas y terrenos húmedos de  la costa norte de Nueva Gales del Sur, considerado como el territorio más antiguo de Australia.

De allí surge la historia y las tradiciones de tan anhelado árbol, cuyo aceite posee propiedades inexplicables para la ciencia y que sin duda alguna se utiliza a favor del desarrollo y el progreso de la sociedad, la medicina y otros campos de investigación.

Propiedades del té

Cuántas propiedades puedo mencionar que se atribuyen a este delicado aceite de te, transparente y puro obtenido del un robusto árbol del té Su su uso hoy día se encuentra globalizado con gran ferocidad por parte de las grandes marcas y que a veces muchos de nosotros mismos no conocemos sus bondades. Pero para eso esta este artículo para desvelarte todas sus propiedades y beneficios para la salud.

La primera de las propiedades para la salud es su alto valor antiséptico, es decir, su uso sistemático contra procesos infecciosos ya sean dentro o fuera de nuestro cuerpo destacan sus propiedades químicas contra el crecimiento bacteriano actuando directamente sobre el metabolismo del agente causal en cuestión, inactivando sus funciones de reproducción y propagación por todo el organismo.

Quizás, alguna vez en la vida hayas padecido de enfermedades provocadas por hongos, que causan incómodas molestias y discontinuidad en la piel, producto de diferentes lesiones caracterizadas por cierta picazón y secreción de líquidos celulares a través de las mismas pues esta es otra de sus propiedades

Con toda seguridad se utilizan diferentes fármacos para su curación, pero no es menos cierto que la medicina natural y tradicional se impone, por lo que el aceite del árbol del té tiene grandes expectativas en la curación de enfermedades fúngicas que no son más que aquellas provocadas directamente por la acción de un hongo microscópico que se adentra en nuestro cuerpo a través de la piel u otra vía para tomarnos como un hospedero y desarrollarse.

Planta de Árbol de Té propiedades Aceite

Sin embargo, la solución está en la aplicación tópica, es decir, la aplicación sobre el área afectada con aceite natural del árbol del té, al menos dos o tres veces al día, por un período no menor a un mes debido a que los hongos son considerados organismos oportunistas que aparentemente pueden desaparecer con un tratamiento de corta duración, pero realmente su colonia se encuentra inactiva durante la aplicación del medicamento y si el mismo no se extiende por un período lo suficientemente invasivo, estaremos corriendo el riesgo de no eliminarlo.

En la actualidad, los antibióticos o medicamentos destinados a las infecciones son un reto para la mayoría de los farmacólogos, médicos, científicos y otros estudiosos de la materia, marcándose un alto índice de resistencia de los microorganismos ante la acción de los mismos.

Es por ello que otra de las bondades que nos brinda el aceite del árbol del té es la posibilidad de combatir las infecciones que a diario atacan nuestros sistemas, por lo que no es un secreto para nadie que ante una infección bacteriana podemos utilizarlo, teniendo en consideración que solamente se utiliza en las regiones de la piel afectadas por lesiones, inmediatamente después de la desinfección del área con sustancias antisépticas.

Esta propiedad atribuida a este aceite le confiere una acción cicatrizante o de recuperación de tejidos.

Es indispensable enfatizar que este producto solo se deberá usar en regiones externas de nuestro cuerpo debido a su alta toxicidad al ser ingeridos por vía oral u otra forma de administración.

Alergias o hiperreactividad alérgica, mareos, vómitos y hasta coma suelen suceder cuando algún individuo o animal doméstico ingiere accidentalmente este aceite con aspecto que va de incoloro a ámbar pálido y olor fuerte característico obtenido de las hojas por un método industrial conocido como destilación.

La industria cosmética, en todas sus manifestaciones, dígase perfumería, cremería y otros productos de aseo personal también han encontrado en el aceite esencial de este árbol, beneficios que retribuyen sus marcas registradas en el mercado internacional, haciendo énfasis directo en la producción de desodorantes, champús e inclusive jabones comerciales.

Recientemente se ha demostrado que el uso continuado de esta sustancia medicinal puede acarrear problemas hormonales de carácter estrogénico, provocando un aumento de las mamas o ginecomastia en adolescentes varones que cursan la etapa previa a la pubertad y utilizan productos de cremería o jabones elaborados a base de lípidos provenientes del árbol del té, por lo que debemos prestar atención ante el uso de estos insumos comerciales con el fin de evitar la aparición de situaciones morbosas que puedan dañarnos física o mentalmente.

La naturaleza nos brinda sus más entrañables bondades a través de sus riquezas naturales, sin embargo, muchas veces somos capaces de obviar lo que con voluntad nos ofrece, tras la búsqueda de nuevos medicamentos o sustancias químicas, dañinas por su contenido, para muchas de las funciones vitales que permiten nuestro crecimiento y desarrollo.

Es tarea sistemática de todos conocer y rescatar las tradiciones étnicas de nuestros pueblos y  las más antiguas formas de curación que se utilizaban por las civilizaciones precedentes, con el fin de alcanzar un estado de salud integral sin necesidad de acudir a terapias que por un lado nos ayudan y por otro nos destruyen.

Es momento de comenzar a construir una sociedad libre de impurezas y el aceite del árbol del té, sin discusión alguna, es una alternativa de vida al alcance de todos. ¿a que estas esperando para comprarlo? Usa Amazon y hazlo a través del sistema de compra más fiable en internet.